ANUNCIO NUEVO DOMINGO SAVIO

ENTREVISTA JORGE M. JAUREGUI

¿CÓMO ES POR DENTRO EL TSD?

PRUEBA EXITOSA TELEFÉRICO SD

Domingo Savio, una zona bajo amenaza

22 de Enero, 2018 - Por El Día - Publicado hace 1 mes

Santo Domingo.-Las personas que habitan en zonas de vulnerabilidad se encuentran constantemente expuestas a todo tipo de amenaza sanitaria, a pesar de las medidas preventivas que las autoridades de salud puedan tomar.

A juicio del epidemiólogo Francisco Torres Lebrón, los residentes en zonas de riesgos de inundaciones permanecen expuestos a enfermedades de la piel, diarreicas, leptospirosis, las transmitidas por mosquitos, como dengue, malaria y la rabia, debido a que carecen de drenaje sanitario y sistema de desechos adecuados.

“En estos lugares la tasa de mortalidad es alta si no existe un buen sistema de prevención ante los entes contaminantes”, explicó el especialista.

Torres Lebrón tomó como ejemplo las condiciones de insalubridad que persisten en sectores como Los Guandules y La Cienaga, advirtiendo que de sacar la población residente en esas zonas vulnerables las condiciones de salud de estos mejoraría, ya que eliminaría el riesgo al que constantemente permanecen expuestos.

Agregó que mientras persistan esas condiciones en dichos sectores, las enfermedades seguirán entre sus residentes, a pesar de que se puedan regular con medidas preventivas.

“La misma vulnerabilidad no permite que los residentes en esas zonas acudan de inmediato en busca de servicio de salud, y aunque el estado implemente medidas de prevención el ambiente en que residen tiene una influencia muy fuerte, el cual no permitirá mejorar sus condiciones de vida”, puntualizó el doctor Francisco Torres Lebrón al ser entrevistado.

Proyecto Domingo Savio

El Nuevo Domingo Savio, proyecto de intervención y mejora urbana que abarcará los sectores La Ciénaga y Los Guandules, implica la liberalización de los espacios necesarios para garantizar la buena circulación en ambas barriadas, además de liberar la zona vulnerable a las inundaciones en la ribera del río Ozama con la reubicación de sus habitantes.

El proyecto abarcará un área de 45,15 hectáreas en La Ciénega y 57,34 en Los Guandules, donde se pretende retirar las viviendas existentes sobre el borde del río Ozama.

Adicionalmente se sumarán 600 edificaciones, que se deben reubicar para dar paso a la ampliación de las calles interiores, nuevas vías de acceso y la construcción de escuelas, estancias infantiles y áreas de recreación, mejorando así las condiciones de vida de sus residentes.

El proyecto en principio tenía contemplado la construcción de viviendas, pero ha tenido que replantearse tras declararse parte del territorio como no urbanizable.

Para completar la ejecución del plan, la Unidad para la Readecuación de La Barquita y Entorno (URBE), encargada del proyecto, estudiará la condición de las viviendas involucradas para resarcir económicamente a sus residentes y que así puedan reubicarse en otro sector.

Resultados del estudio

Los resultados del estudio de suelo realizado por la URBE y el geólogo Osiris de León arrojan que para un período de retorno de 50 años el 67 % de la franja bajo estudio se encuentra en riesgo de inundación y peligrosidad sísmica, razón por la que declara la zona como suelo no urbanizable, y desestimar el levantamiento de viviendas.

45,000 Personas residen en los sectores La Cienaga y Los Guandules, en un espacio de 1.30 kilómetros cuadrados.

1,400 Viviendas existen en estado de vulnerabilidad por las inundaciones sobre el borde del río Ozama.

Fuente: El Día

Artículo Siguiente:
Artículo Anterior:

COMISIÓN PARA LA READECUACIÓN DE LA BARQUITA Y ENTORNOS (URBE). 2012-2018 SANTO DOMINGO, REPÚBLICA DOMINICANA